Beneficios de la piel del limón congelado y cómo usarla

Los últimos estudios indican que la parte blanca de la piel del limón es la que contiene los nutrientes más saludables, como la vitamina C, pero estos se multiplican en el limón congelado.

Además, la cáscara contiene 10 veces más vitamina C que el jugo de la fruta. Por eso, cuando usamos un trozo de limón, podemos aprovechar el resto para utilizarlo congelado en la cocina.

Ya nadie duda de los beneficios de consumir limón, pero esta es una excelente forma de hacerlo, especialmente para preparar bebidas refrescantes para el verano y también para aderezar ensaladas.

Para que el consumo de limones sea más saludable, es importante que sean de cultivo ecológico, por eso siempre es mejor usar los de los árboles frutales de los jardines y no los que se compran en el supermercado.

Limonero con limones

¿Por qué comer la piel del limón congelado?

Los investigadores aseguran que los componentes más saludables del limón se encuentran en la cáscara, especialmente en la parte blanca y en las zonas blancas de la pulpa. Y esto es exactamente lo que no solemos comer.

Por eso, muchos cocineros han comenzado a preparar recetas con limón congelado. Yo lo he probado y resulta no solo refrescante, sino que es riquísimo.

Cascara del limon

Cómo consumir el limón congelado

Lo más sencillo es lavar bien el limón, secarlo y colocarlo en el congelador. Luego de que esté congelado, se puede rallar dentro de un vaso de agua o usarlo para aderezar las comidas.

En lugar de verter jugo de limón a una ensalada o un postre helado, podemos rallar un poco de limón congelado sobre ella y asegurarnos de agregar tanto pulpa como cáscara.

Otra forma de usarlo es trocearlo y colocarlo en la licuadora para hacer un jugo fresco o procesarlo junto con otras frutas para preparar un batido. Si es de agua con limón, se puede combinar con hojas de menta o con jengibre rallado.

Limon congelado rallado

Valor nutricional de la cáscara y de los limones congelados

Según la opinión de los nutricionistas,un limón congelado contiene 10 veces más vitamina C, así como 10 veces más minerales: potasio, magnesio, calcio y zinc. La vitamina A, E y B6 se triplican.

Pero la cáscara del limón también contiene flavonoides y limonoides, los que se consideran inmunoestimulantes y anticancerígenos.

La parte blanca contiene todos los bioflavonoides del limón además de querzetina. Esta es una sustancia que estimula la producción natural de insulina y de pectinas cítricas, las que eliminan los tóxicos del organismo y reducen el colesterol.

Los alimentos ricos en pectinas tienen un efecto anti estrés, pero además reducen el riesgo de cáncer de colon, de mama, de pulmón, de próstata y de páncreas. De la misma forma actúan los limonoides, especialmente el glucósido de limonina, el más abundante en el jugo y las cáscaras del limón.

Un flavonoide vegetal del limón, llamado apigenina, ha demostrado efectos beneficiosos para prevenir la recurrencia de varios tipos de cáncer. Su mecanismo de acción es  similar al que se utiliza en la terapia oncológica con fármacos que inhiben la división y migración de las células cancerosas, lo cual reduciría el crecimiento tumoral y el riesgo de metástasis.

No solo la cáscara es saludable, sino todo el limón. Por eso, la mejor forma de consumirlo entero es congelándolo. También puedes preparar Shirayu.

¿Cuánto se recomienda consumir?

El consumo diario de cítricos es de un mínimo de 75 gramos al día, aproximadamente un limón congelado mediano.

Limones enteros y cortados

Fuentes: alspenchau, amelioretasante